14/2/17

¡Feliz día de San Valentín!

Desde México les mando un gran abrazo de San Valentín. 

Recuerden que no es un día para pasarlo solos y deprimidos. Se trata de pasarlo bien. Salgan con amigos, olvídense por un momento de los melodramas absurdos de los noviazgos, y tengan un día memorable.

No piensen en que es un día de mercadotecnia. Si tienen la posibilidad de comprar obsequios, ¡háganlo con total libertad! Obsequien un chocolate pequeño a cualquier persona, y regalen sonrisas y felicidad.

Y si no se puede comprar regalos, ¡no pasa nada!

La compañía y los momentos espontáneos y sencillos valen mucho más. Pueden pasarlo bien incluso cometiendo una locura, comprándose un obsequio para ustedes mismos. El amor viene desde dentro de uno mismo, y no hay sentimiento más grande que el cariño que uno se tiene.

La sociedad en la que vivimos está cambiando a pasos agigantados, olvidándose de estas sensaciones tan bellas como lo son el amor y el cariño.

¡Que no te de pena llegar con un globo de tamaño gigante para obsequiárselo a tu pareja!

¡Abraza a tus amigos, aunque a tu al rededor haya quien diga que no debes festejar fechas como ésta!

Hagamos el amor, y no la guerra. Olvidemos nuestros problemas sólo por un día. Por nuestra salud mental, eso es mejor que vivir siempre con la idea de que el mundo está pudriéndose. ¿Y qué si es así? Vemos desgracias e injusticias todos los días. ¿Acaso no merecemos un respiro para pensar positivo, al menos una vez?

Así que ve y toma ese riesgo. ¡Confiesa tus sentimientos a la persona que te gusta! ¿Y qué si te rechaza? ¿Y qué si se burlan de ti? Al menos habrás tenido el valor de decirlo. Y si alguien se te declara y eres tú quien lo rechaza, no te burles de esa persona. 

Dejemos a un lado el odio que se está apoderando de esta sociedad, y luchemos con la fuerza más poderosa que existe.

El amor.